CARIBE / Retos actuales del desarrollo industrial y de la economía ambiental
Galería Multimedios
Galería Audio Galería Vídeo Galería Imágenes     Agrandar y/o Reducir Texto Envíe a un Amigo Versión Imprimir Acceso Universal Ayuda Página oficial de la Fundación Puertorriqueña de las Humanidades.

English version
El desarrollo económico y social del Caribe ha venido acompañado de un impacto medioambiental significativo. En la región del Caribe, el impacto mayor se ha dejado sentir en los bosques. Aparte de los bosques en las Antillas Mayores, los bosques más importantes de la cuenca caribeña están localizados en países caribeños-continentales. Se estima que, por ejemplo, los países de CARICOM colectivamente poseen 32.7 millones de hectáreas de bosque, la mayoría de las cuales se encuentran en Guyana, Surinam y Belice. Guyana es, de hecho, uno de los países con mayor porcentaje de bosques entre sus tierras, con 18 millones de hectáreas de bosque, lo cual representa casi un 95 por ciento del total de sus suelos nacionales. Aunque el uso doméstico de la madera para cocinar es común en muchos sectores de la sociedad guyanesa, se estima que el mayor impacto ambiental sobre los bosques proviene de actividades comerciales relacionadas con la agricultura, la minería y la industria de la madera. Guyana tiene un índice anual de deforestación del 0.06 por ciento.

Pero quizás el impacto ambiental mayor es de carácter global, y no puede asociarse directamente a actividades de desarrollo económico. Las alzas en temperatura como consecuencia del calentamiento global tienen un efecto adverso no solo sobre los bosques, sino también sobre los arrecifes de coral que son parte del atractivo turístico de las islas, y un sector importante de la economía. El incremento de las temperaturas a causa del calentamiento global tiene de por sí un efecto directo en la forma de disrupciones en los ecosistemas forestales, en la biodiversidad, en el nacimiento y mortandad de los árboles, y en la calidad del agua.

Pero quizás la amenaza mayor del cambio climático sobre la región insular del Caribe es la alta incidencia de desastres naturales en la zona, la cual a su vez se asocia con el cambio climático a nivel global. El impacto económico que estos desastres naturales presuponen para las islas caribeñas es significativo. Esto es particularmente cierto en los casos de las islas pequeñas. Según datos del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), los costos de desastres climáticos para la región de América Latina y el Caribe exceden los $5 mil millones anuales, y para la región del Caribe insular unos $1.4 mil millones. En el contexto del Caribe insular, el efecto de los desastres climatológicos sobre una isla pequeña se ve de forma más evidente en el caso de Haití, que fue azotada por un terremoto de 7 grados en la escala de Richter en enero de 2010, seguido por el paso del huracán Tomás en noviembre de ese mismo año. Pero el problema es un problema global, y con un impacto significativo en las economías subdesarrolladas o en vías de desarrollo. Según estimaciones del Banco Mundial, estos países en vías de desarrollo requerirán ayudas de entre $75 y $100 mil millones anuales para hacer frente a los desastres naturales.



Autor: Luis Galanes
Publicado: 20 de marzo de 2012.

Version: 12031025 Rev. 1
¿Cómo citar este artículo?