Ambiente / Acuíferos de la Provincia del Sur II: Estado de los acuíferos de la Provincia del
Galería Multimedios
Galería Audio Galería Vídeo Galería Imágenes     Agrandar y/o Reducir Texto Envíe a un Amigo Versión Imprimir Acceso Universal Ayuda Página oficial de la Fundación Puertorriqueña de las Humanidades.

English version
La Provincia del Sur de Puerto Rico (o de la zona sur de la isla) posee varios acuíferos aluviales independientes: Patillas a Salinassalinas: suelos anegados en los que abundan las sales solubles en exceso, y donde se desarrollan organismos especializados que pueden tolerar las altas concentraciones de sal., Coamo (Santa Isabel y Coamo), Juana Díaz a Ponce, Tallaboa (Peñuelas) a Guayanilla, Yauco y Guánica. A continuación, la descripción del estado de los acuíferos de la Provincia del Sur.

Acuífero de Salinas a Patillas

El acuífero aluvial de Patillas a Salinas se extiende desde el río Grande de Patillas hasta el río Nigua de Salinas, con un área de aproximadamente 67 mi2. Las condiciones hidrológicas se basan en datos de 1972, 1976, 1986 y estimados del 2000.

La recarga total del acuífero de Salinas a Patillas se deriva del agua de lluvia, la escorrentía y percolación de los ríos y quebradas y la aplicación de riego agrícola que representa aproximadamente el 30 por ciento de la cantidad neta aplicada. El balance hidrológico en el 2000 muestra una recarga de 19.1 mgd por concepto de agua de lluvia. Este acuífero también recibe 5.7 mgd de recarga de agua de ríos, quebradas y canales de riego y 11 mgd de infiltraciones de riego agrícola, incluyendo la infiltración de pozos sépticos y de escorrentía no-pluvial.

La descarga total del acuífero consiste de la evapotranspiraciónevapotranspiración: Es el conjunto de evaporación y transpiración debido a la acción biológica de los vegetales. Pérdida de agua en forma de vapor de la vegetación y de la superficie del suelo hacia la atmósfera., la extracción del agua subterránea y la descarga al mar. La evapotranspiración es equivalente a 4.5 mgd. Las extracciones de agua subterránea ascendieron a 25 mgd durante el 2000 y la descarga al mar se estimó en 4.7 mgd. En esta zona los datos hidrológicos del acuífero sugieren que existe un pequeño excedente de agua de aproximadamente 2.4 mgd. Este se debe a la recarga de una fuente artificial de agua en el área de Guayama, el Embalse Melanía, el cual provee al acuífero entre 2 y 3 mgd, lo cual es significativo y comparable con el estimado de extracciones adicionales.

Acuífero de Santa Isabel-Coamo

Este acuífero se extiende desde el río Descalabrado en Coamo hasta el río Jueyes en Santa Isabel. Posee un área de aproximadamente 50 mi2. Los datos hidrológicos disponibles incluyen información de 1930 (pre-desarrollo), 1966-1968, 1987 y estimados del 2000.

Los estimados más recientes de flujo en este acuífero aluvial revelan que en el 2000 existía un déficit anual de aproximadamente 30 mgd en este acuífero, resultado de un descenso promedio acumulado en los niveles de agua en el acuífero de 13 pies durante el periodo desde 1987 y 2000 (13 años). La recarga total del acuífero de Santa Isabel a Coamo se deriva del agua de lluvia, la escorrentía y percolación de los ríos y quebradas y la aplicación de riego agrícola que representa aproximadamente el 30 por ciento de la cantidad neta aplicada. El balance hidrológico en el 2000 muestra una recarga a los acuíferos de 11.2 mgd por concepto de agua de lluvia. Este acuífero también recibe 5.5 mgd de recarga de agua de ríos, quebradas y canales de riego y 9.5 mgd que se infiltran de la aplicación de riego agrícola incluyendo la infiltración de pozos sépticos y de escorrentía no-pluvial.

La evapotranspiración es equivalente a 1.3 mgd. Las extracciones de agua subterránea ascendieron 20.5 mgd durante el 2000 y la descarga al mar se estimó en 3.0 mgd. En el 2000 este acuífero se encontraba en una condición de desequilibrio por lo que el componente hidrológico que se derivaba del almacenamiento en el acuífero causó una depresión de cerca de 20 pies en los niveles freáticos entre los años 1996 y el 2000. En esta zona los datos hidrológicos del acuífero sugieren una sobreexplotación del acuífero que se estima en 6.0 mgd. Este acuífero fue sobreexplotado aún más en 1986 cuando se extrajeron 25 mgd (una sobre-explotación de 11 mgd). Este escenario de extracción excesiva deterioró la calidad del agua subterránea en este periodo.

Acuífero de Juana Díaz a Ponce

El acuífero aluvial en la zona de Juana Díaz a Ponce incluye un área de aproximadamente 58 mi2. Los datos hidrológicos disponibles de este acuífero no son recientes y reflejan las condiciones de éste durante el periodo de 1964-1965 y estimadas para el 2000.

La recarga total al acuífero de Juana Díaz a Ponce se deriva del agua de lluvia, la escorrentía y percolación de los ríos y quebradas y la aplicación de riego agrícola que representa aproximadamente el 30 por ciento de la cantidad neta aplicada. El balance hidrológico en el 2000 muestra una recarga de los acuíferos de 12 mgd por concepto de agua de lluvia. Este acuífero también recibe 1.6 mgd producto de la infiltración del riego agrícola, incluyendo la infiltración de pozos sépticos y de escorrentía no-pluvial.

La evapotranspiración es equivalente a 2.5 mgd. Las extracciones de agua subterránea fueron en 7.9 mgd durante el año 2000 y la descarga al mar se estimó en 4.1 mgd. En el año 2000 este acuífero se encontraba en una condición de equilibrio. Son consideradas poco probables las extracciones adicionales debido al aumento en la concentración de sólidos disueltos en el agua subterránea. En esta zona los datos hidrológicos del acuífero sugieren una explotación marginal. De manera similar, estos escenarios de extracciones deben de considerarse con mucha precaución debido al deterioro en la calidad del agua subterránea en los últimos 20 años y a la eliminación casi total de los sistemas de riego por inundación.

Acuífero de Peñuelas a Guayanilla

El Acuífero de Peñuelas a Guayanilla incluye el acuífero aluvial de Tallaboa que posee un área de 6.33 mi2 y el acuífero de Guayanilla de 11.4 mi2. Estos incluyen las cuencas del río Yauco (en este municipio) y del río Guayanilla. Las condiciones hidrológicas del acuífero aluvial de Tallaboa se basan en datos de 1959-1960 y estimados del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA) para el 2000. Los estimados más recientes de flujo de este acuífero aluvial datan de estudios realizados por Grossman (1972). El balance hidrológico para el acuífero de Tallaboa se resume en la Tabla 8.

La recarga total al acuífero de Peñuelas a Guayanilla se deriva del agua de lluvia, la escorrentía y percolación de los ríos y quebradas y la aplicación de riego agrícola que representa aproximadamente el 30 por ciento de la cantidad neta aplicada. El balance hidrológico en el 2000 muestra una recarga de 10 mgd por concepto de agua de lluvia. Este acuífero también recibe 3.6 mgd de recarga de agua de ríos y quebradas.

La descarga del acuífero de Peñuelas a Guayanilla consiste en la evapotranspiración, la extracción del agua subterránea y la descarga al mar. La evapotranspiración es equivalente a 10.8 mgd. Las extracciones de agua subterránea fueron en 20.2 mgd durante el 2000 y la descarga al mar se estimó en 1.2 mgd. En esta zona los datos hidrológicos del acuífero indican la sobre-explotación del recurso. Similarmente, estos escenarios de extracciones excesivas deben considerarse con mucha precaución debido al deterioro en la calidad del agua subterránea en los últimos 20 años en un ambiente de poca o ninguna fuente de recarga.

Acuífero de Yauco

El acuífero aluvial de Yauco consta de un área de aproximadamente 7.0 mi2. Esto no incluye el área de la cuenca del río Guayanilla, que representa 5.77 mi2 adicionales. Las condiciones hidrológicas se basan en datos de 1986 y estimadas para el 2000. Los estimados más recientes de flujo del acuífero aluvial de Yauco provienen de los estudios realizados por Quiñones-Aponte (1986). El balance hidrológico para este acuífero se resume en la Tabla 8. En este acuífero existe un balance aparente entre las extracciones y la recarga.

La recarga total al acuífero de Yauco se deriva del agua de lluvia, la escorrentía y percolación de los ríos y quebradas y la aplicación de riego agrícola que representa aproximadamente el 20 por ciento de la cantidad neta aplicada. El balance hidrológico en el 2000 muestra una recarga a los acuíferos de 4.5 mgd por concepto de agua de lluvia. Este acuífero también recibe 3.1 mgd de recarga de agua de ríos y quebradas.

La descarga del acuífero de Yauco consiste en la evapotranspiración, la extracción del agua subterránea y la descarga al mar. La evapotranspiración es equivalente a 2.0 mgd. Las extracciones de agua subterránea fueron en 4.5 mgd durante el 2000 y la descarga al mar se estimó en 0.08 mgd. En esta zona, los datos hidrológicos del acuífero indican condiciones de equilibrio aunque en general la productividad del acuífero depende en gran medida del río Yauco y la lluvia en la parte alta de la cuenca hidrográfica.

Acuífero de Guánica

Los estimados más recientes de flujo del Acuífero de Guánica se basan en los estudios realizados por McClymonds (1963). El acuífero posee un área de 6.69 mi2. El análisis volumétrico es similar al análisis de Yauco y Guayanilla con la excepción de que el río Loco está controlado por los embalses de Luchetti y Loco. Los embalses de Yahuecas y Guayo, en las laderas del norte, contribuyen con agua al Luchetti mediante un sistema de túneles. El sistema abastece el Distrito de Riego del Valle de Lajas a través del Canal de Lajas, así como las plantas de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA) en Sabana Grande, Lajas y Guánica.

El acuífero de Guánica se abastece principalmente de los desbordes del embalse Loco e infiltración de los canales del Distrito de Riego del Valle de Lajas. Entre 1930 y 1970 el acuífero de Guánica producía entre 5 y 15 mgd. Actualmente, la siembra de caña de azúcar no existe por lo que el agua subterránea se utiliza mayormente para abasto público. La productividad de los pozos se ha reducido sustancialmente. Esto se debe a la disminución de la aplicación de riego y cambios en los métodos de aplicación de agua superficial a las cosechas. Las condiciones hidrogeológicas del acuífero de Guánica son similares a las del acuífero de Yauco. Las extracciones de agua subterránea aunque reducidas se estiman en 5.2 mgd.




Autor: María A. Juncos Gautier
Publicado: 27 de agosto de 2014.

Version: 10091902 Rev. 1
¿Cómo citar este artículo?
Glosario
Ver Glosario
Enlaces Externos
Acuíferos en Puerto Rico
Las aguas subterráneas y los acuíferos de Puerto Rico
Acuíferos: fuente de agua para todos
La FPH no se hace responsable por el contenido de enlaces externos.