Municipios / Canóvanas
Galería Multimedios
Galería Audio Galería Vídeo Galería Imágenes     Agrandar y/o Reducir Texto Envíe a un Amigo Versión Imprimir Acceso Universal Ayuda Página oficial de la Fundación Puertorriqueña de las Humanidades.

Fundación e historia

English version
Central azucarera Canóvanas
La historia de este municipio está entrelazada a su vecinovecino: peninsular o criollo blanco, casado, padre de familia, autorizado mediante cédula de vecindad a radicar en una población dada. La titularidad de vecino le daba derecho a que se le asignara un solar en el pueblo y tierras ( hatos, haciendas, estancias según la importancia) en los alrededores y podía ser elegido regidor o alcalde. Los que no eran padres de familia, los miembros de la guarnición, los mercaderes, o marinos en tránsito y los funcionarios eran llamados estantes o moradores. pueblopueblo: los vecinos interesados en fundar un pueblo debían otorgarle el poder a una o más personas que los representarían ante el gobernador y vice-patrono real. Esta persona podía autorizar la fundación y la constitución de una parroquia. Los poderdantes debían ser mayoría en un territorio y mayor de diez. Una vez promovido el expediente el gobernador designaba un capitán poblador que tendría la representación de los vecinos y uno o más delegados generalmente miembros de los cabildos vecinos para que recibieran las pruebas. Se debía probar que el vecindario se encontraba muy alejado de la iglesia por lo que ha sus pobladores se les hacía difícil recibir los sacramentos y los servicios municipales. Generalmente se demostraba la ausencia de caminos o puentes o el mal estado de los existentes. Si era aprobada la solicitud exigía a los vecinos que deslindara el territorio del nuevo municipio y construyera ciertas obras municipales que incluían: una iglesia y casa del cura, la Casa del Rey, una carnicería, cercar un área para cementerio y reservar terrenos para la plaza y ejidos. Se esperaba que los vecinos cubrieran la construcción de estas obras mediante derramas. Usualmente algún propietario donaba los terrenos necesarios para la fundación. Una vez satisfechas las exigencias el gobernador autorizaba la fundacion y la creación de una parroquia y designaba un teniente de guerra que era generalmente el mismo capitán poblador. de Loíza. El nombre de Canóvanas deriva del nombre del cacique taíno Canobaná. Su yucayeque se situaba en una de las riveras del río Grande de Loíza, conocido en aquel momento como Cairabón o Cayniabón. Durante la conquista española, Canobaná, junto con su pueblo, fue encomendado a Miguel Díaz, pasando el yucayeque a ser una ranchería. Este cacique –también escrito como Canovanax— y la Cacica Loaíza fueron partidarios de la Corona Española. A su vez, todo parece indicar que Canobaná no tomó parte en el alzamiento indígena de 1515 donde participaron los caciques Luquillo, Dagua y Humacao. A lo largo de los años, estas tierras se conocieron como Canóvanas y pasaron a ser un barrio del partido de Loíza.

A principios del siglo XX, Canóvanas había progresado significativamente frente a los demás barrios de Loíza. En 1902, mediante la Ley para la Consolidación de Ciertos Términos Municipales, la Asamblea Legislativa acordó incorporar a Loíza y sus barrios al municipio de Río Grande. Tres años más tarde, otra ley derogó la primera y Canóvanas regresó a su estado de barrio de Loíza. Mientras tanto, su desarrollo económico había aumentado acorde con las nuevas vías de comunicación, en especial la construcción de la carretera estatal número 3, que atravesaba por parte de sus tierras. Este auge hizo que, en 1909, el Concejo Municipal de Loíza aprobara una ordenanza que dispuso el traslado de la capital municipal al barrio Canóvanas. Las razones fueron dos: la riqueza económica del barrio y el aislamiento en que había quedado la antigua capital –Loíza Aldeaaldea: agrupación de casas que no constituye un municipio y está agregada a un pueblo mayor. En esencia, era un poblado con poco vecindario y, por lo común, sin jurisdicción propia.— del resto de sus barrios. El desplazamiento a la nueva capital hizo que el Ayuntamientoayuntamiento: corporación municipal compuesta de un alcalde y varios concejales que integraban el Consejo o Cabildo para la administración de los intereses de un municipio. adquiriera tierras para construir la nueva Casa Alcaldía, un matadero, una plaza de recreo, una carnicería, un cementerio y delinear las calles del sitio. Al año siguiente se hizo efectivo el traslado de las oficinas municipales, el juzgado de paz y el resto de los servicios que brindaba el municipio.

Este cambio trajo oposición por parte de la población de Loíza Aldea y de la región norte del municipio. El conflicto llegó a tal grado que la Asamblea Legislativa intervino y, luego de consultar a la población afectada, en 1969, aprobó una ley que reconocía ambos sectores como “núcleos poblacionales claramente diferentes” y oficializó la separación de Canóvanas y Loíza. Una Comisión Especial hizo las recomendaciones para el deslinde y los electores del municipio fueron consultados mediante referéndum especial para su aprobación o rechazo. En 1970, mediante proclama del gobernadorgobernador: En las colonias después de la figura del virrey el gobernador era la máxima autoridad política y judicial. Al igual que los alcaldes mayores, los gobernadores no podían ser vecinos de lugar, encomenderos ni propietarios de tierras o minas en su jurisdicción. Cuando a su título se le añadía el de capitán general, le otorgaba la máxima autoridad en el plano militar. Las gobernaciones se aplicaban a colonias poco pobladas o zonas fronterizas. A Puerto Rico se le consideraba ?antemural de las Indias? o zona fronteriza., Canóvanas pasó a ser municipio.

Símbolos

Bandera
La bandera está compuesta por tres franjas, dos violetas y una dorada, y el escudo del pueblo en el centro. Posee los mismos símbolos y significaciones que el escudo.

Escudo

El escudo de Loíza se divide en tres partes. La parte superior es de color violeta e incluye una cadena rota y una corona. La porción central es color oro y tiene una corona de laureles junto a un canasto para jugar baloncesto. La parte inferior repite el color violeta y presenta un sol naciente. Los colores violeta y dorado fueron tomados del pendón de los “Hijos y Amigos Ausentes de Canóvanas”. La corona representa la suprema jerarquía del Cacique Canovanax. La cadena rota encarna la separación de Canóvanas como barrio de Loíza. La corona de laureles y el canasto simbolizan los 23 triunfos consecutivos del quinteto de baloncesto “Loíza Indians”. Por su parte, el sol naciente localizado en la parte inferior alude al surgimiento de Canóvanas como municipio y sus 16 rayos encarnan el número de alcaldes que el pueblo ha tenido después de la separación de Loíza. En la parte superior del escudo posa una corona mural como símbolo de municipalidad. Bajo el escudo se localiza una inscripción que evoca el nombre del cacique y las fechas que marcan la instalación de la sede del municipio de Loíza en Canóvanas (1909), al igual que el año en se oficializó como pueblo (1970).


















Página: 1, 2, 3, 4,




Version: 07121801 Rev. 1
¿Cómo citar este artículo?
Glosario
Ver Glosario
Enlaces Externos
Municipio Autónomo de Canóvanas
Historia de Canóvanas
Areciboweb: sobre los municipios
Isla del Encanto
Municipio de Canóvanas
Oficina de Conservación Histórica
La FPH no se hace responsable por el contenido de enlaces externos.