Municipios / Canóvanas
Galería Multimedios
Galería Audio Galería Vídeo Galería Imágenes     Agrandar y/o Reducir Texto Envíe a un Amigo Versión Imprimir Acceso Universal Ayuda Página oficial de la Fundación Puertorriqueña de las Humanidades.

Datos generales

English version
Monumento al indio taíno
Este municipio está localizado en la parte nordeste de la Isla. Se extiende a lo largo de 85.0 kilómetros cuadrados (32.8 millas²). Su nombre rememora al cacique taíno Canovanax. Además, se le conoce como el “pueblopueblo: los vecinos interesados en fundar un pueblo debían otorgarle el poder a una o más personas que los representarían ante el gobernador y vice-patrono real. Esta persona podía autorizar la fundación y la constitución de una parroquia. Los poderdantes debían ser mayoría en un territorio y mayor de diez. Una vez promovido el expediente el gobernador designaba un capitán poblador que tendría la representación de los vecinos y uno o más delegados generalmente miembros de los cabildos vecinos para que recibieran las pruebas. Se debía probar que el vecindario se encontraba muy alejado de la iglesia por lo que ha sus pobladores se les hacía difícil recibir los sacramentos y los servicios municipales. Generalmente se demostraba la ausencia de caminos o puentes o el mal estado de los existentes. Si era aprobada la solicitud exigía a los vecinos que deslindara el territorio del nuevo municipio y construyera ciertas obras municipales que incluían: una iglesia y casa del cura, la Casa del Rey, una carnicería, cercar un área para cementerio y reservar terrenos para la plaza y ejidos. Se esperaba que los vecinos cubrieran la construcción de estas obras mediante derramas. Usualmente algún propietario donaba los terrenos necesarios para la fundación. Una vez satisfechas las exigencias el gobernador autorizaba la fundacion y la creación de una parroquia y designaba un teniente de guerra que era generalmente el mismo capitán poblador. valeroso” aludiendo a la hazaña de la Cacica Yuira, en la cual perdió la vida defendiendo a los españoles de los propios taínos. También se les evoca como la “ciudad de las carreras”, por ser la cede del Hipódromo Camarero, único hipódromo en Puerto Rico y “el pueblo del Chupacabras”. Según el censo de 2000, su población general era de 43, 335 canovanenses. Seis barrios comprenden su territorio: Canóvanas barrio, Canóvanas Pueblo, Cubuy, Hatohato: Extenso territorio dedicado a la cría de ganado vacuno y en menor escala a la de caballos, mulas y cerdos. Los hatos eran concedidos por la Corona española a personas que habían prestados servicios especiales al rey. La explotación de los hatos sustituyó a la minería como base de la economía en Puerto Rico y en muchos países americanos. Los hatos no se cercaban. La división de los hatos entre los herederos de sus dueños y otros adquirientes determinó la aparición de los hatillos, muchos de los cuales fueron origen de los actuales barrios. Puerco, Lomas y Torrecilla Alta. Su patrona es Nuestra Señora del Pilar.

Canóvanas ha sido reconocido por destacarse en los deportes, especialmente en el baloncesto y el voleibol. Por eso uno de sus cognomentos es la “ciudad de los Indios”, en referencia al nombre de su equipo de baloncesto. En 1983 y 1984, el equipo de baloncesto “Indios de Canóvanas” ganó el campeonato de baloncesto de la Isla. Por su parte, el equipo femenino de voleibol “Las Indias” también ha ganado varios campeonatos.

El pueblo cuenta con múltiples fábricas, entre ellas, de calzado, maquinarias eléctricas y electrónicas, prendas para vestir y productos químicos y alimentarios. Complementan la economía el cultivo de café, frutas y vegetales, la cría de ganado para leche y carne, y de aves de corral. Como resultado de su desarrollo económico y acceso a la zona metropolitana Canóvanas ha experimentado un crecimiento poblacional y desplazamiento urbano sostenido.

Geografía

Este municipio colinda por el norte con Loíza, por el sur con los pueblos de Juncos y Las Piedras, por el este con Río Grande y Loíza y por el oeste con Carolina y Gurabo. Corresponde geográficamente a la región conocida como Llanos Costaneros del Norte. Parte de su zona central y todo el norte son llanos. Al nordeste del pueblo se encuentra la Cuchilla de Santa Inés con una elevación no mayor de 328 pies (100 metros) de altura. Por el sur corre la Cuchilla El Asomante con alturas que fluctúan entre los 656 y 2,296 pies (200 y los 700 metros). Al sudeste, principalmente en el barrio Cubuy, Canóvanas presenta estribaciones de la Sierra de Luquillo, destacándose el Cerro El Negro con 2,592 pies (790 metros) de altura. Desde éste se puede apreciar parte del área metropolitana y el pueblo de Río Grande. En el barrio Hato Puerco ubican los cerros La Peregrina con de 1,903 pies (580 metros) y Pitahaya, con 951 pies (290 metros) de altura sobre el nivel del mar. Por otro lado, el Río Grande de Loíza cruza por su extremo noroeste. Además, fluyen los ríos Canóvanas, Cubuy, Herrera y Canovanillas, y varias quebradas, entre ellas, Bocaforma.






Página: 1, 2, 3, 4,




Version: 07121801 Rev. 1
¿Cómo citar este artículo?
Glosario
Ver Glosario
Enlaces Externos
Municipio Autónomo de Canóvanas
Historia de Canóvanas
Areciboweb: sobre los municipios
Isla del Encanto
Municipio de Canóvanas
Oficina de Conservación Histórica
La FPH no se hace responsable por el contenido de enlaces externos.