Artes / Teatro popular en Puerto Rico
Galería Multimedios
Galería Audio Galería Vídeo Galería Imágenes     Agrandar y/o Reducir Texto Envíe a un Amigo Versión Imprimir Acceso Universal Ayuda Página oficial de la Fundación Puertorriqueña de las Humanidades.

English version
Eleuterio Derkes escribió a finales del siglo XIX.

El teatro popularteatro popular: Género o modalidad teatral, introducida por el dramaturgo y director Bertold Brecht, destinado al pueblo o al ciudadano común. Era presentado a menudo en circos, plazas y espacios públicos. Era representado por grupos de actores pequeño-burgueses que tenían por ideal un teatro accesible al pueblo, que perseguía la transformación de la sociedad mediante la crítica social. El mismo estuvo en voga durante el siglo XX en todo el mundo occidental. abandona el concepto tradicional de “acción” y cambia radicalmente la perspectiva que ordena la trama. Sustituye el escenario convencional por un espacio cambiante de acuerdo con el lugar donde se realice la representación. Las variaciones en el público receptor, las visiones de mundo que estructuran la obra y la tensión entre la trama y la finalidad ideológica determinan sus diversas manifestaciones y categorías.

La primera obra que registra elementos populares en su estructuración dramática es La juega de gallos o el negro bozal de Ramón C. F. Caballero. Caballero publicó su obra en 1852 como parte de su libro Recuerdos de Puerto Rico, Producciones literarias en prosa y verso. Del autor no existen muchos datos, excepto que algunos críticos afirman que era de nacionalidad venezolana, aunque en el prólogo a su libro él afirma que es puertorriqueño. Lo importante de la obra de Caballero es que incluye personajes típicos, como el jíbaro ño Epifanio y los esclavos Nazaria y José, lo que permite el desarrollo de una trama dual que incluye las relaciones amorosas de los criollos blancos y las de los esclavos. Aunque la caracterización de los negros refleja los prejuicios de la época y busca provocar la risa, la obra presenta el trato miserable que recibía este sector y su ansia de superación. La creación de estos personajes, unida a la influencia del bufo cubano, inaugura una tendencia en Puerto Rico que será de vital importancia para finales del siglo XIX y principios del XX.

El cambio de enfoque que significa este acercamiento a la realidad social repercutirá en la estructuración dramática de las obras. El resultado será una bifurcación del naciente teatroteatro: género literario constituido por obras dramáticas, generalmente dialogadas y destinadas a ser representadas en un escenario ante un público. nacional puertorriqueño en una corriente institucionalizada, representada fundamentalmente por Alejandro Tapia y Salvador Brau, y una corriente popular que se manifiesta de modo diverso en las obras de los artesanos Manuel Alonso Pizarro y Arturo Más Miranda, las obras criollistas de Ramón Méndez Quiñones y Eleuterio Derkes y las piezas de Rafael Escalona.

Ejemplos del teatro popular en el siglo XIX

Ramón Méndez Quiñones (1847-1889) es el dramaturgo más reconocido de la corriente popular del teatro puertorriqueño del siglo XIX. Fue, además, actor y productor. Escribió Un jíbaro (1878), Los jíbaros progresistas o La feria de Ponce (1882), La vuelta de la feria (1882) y las piezas inéditas Una jíbara, La triquina, Un casamiento, Un bautizo, Un comisario de barrio y ¡Pobre Sinda! Estas obras han sido catalogadas por los críticos como costumbristas. Sin embargo, esta corriente aparece subordinada al afán moralizante del autor, quien continúa la tendencia didáctica del teatro puertorriqueño. El teatro de Méndez Quiñones es institucional en su concepción y popular sólo en su representación fuera de los escenarios convencionales.

Relacionado con la corriente campesina de Méndez Quiñones aparece el teatro de Rafael E. Escalona. A través de su obra y en menor grado de la de Eleuterio Derkes se injerta decisivamente el género bufo en el teatro puertorriqueño. Del género bufo tomó Escalona la variante catedrática para desarrollar sus obras. Tanto en Amor a la Pompadour (1879) como en Flor de una noche (1881) los personajes negros son caricaturizados por el lenguaje “catedrático” que usan. La burla surge del afán de estos personajes de imitar el lenguaje de los blancos.

Eleuterio Derkes (1836-1883) escribió cuatro obras: Ernesto Lefevre o El triunfo del talento (1872), La nieta del proscrito(desaparecida y sin fecha), Don Nuño Tiburcio de Pereira (1877) y Tío Fele (1883). Su obra se caracteriza por un dualismo significativo. De un lado se remonta a situaciones históricas como en Ernesto Lefevre o El triunfo del talento, que se desarrolla en París en 1815, y del otro se acerca con ojo avizor a su época para estructurar sus obras con conflictos del contexto social puertorriqueño. Ejemplos son Don Nuño Tiburcio de Pereira, pieza cómica, ubicada en el Mayagüez de 1877, que enfrenta la figura del rico honrado a la imagen de avaro y miserable que el pueblo se ha hecho de él. Ese dualismo cobra una significación adicional en su última obra, Tío Fele, escrita cuatro años después de la llegada a la isla de los Bufos Habaneros, lo cual podría sugerir que Derkes reacciona a la visión estereotipada del negro que presentaban algunas obras bufas, en particular las de Rafael E. Escalona. El negro irrumpe en la escena de Derkes en un reclamo de dignidad y reconocimiento porque el autor no distorsiona la personalidad del negro en busca de risas. Aun en medio del torbellino social, marginado y atacado el personaje negro demuestra su capacidad para establecer su valía.



El teatro bufoteatro bufo: Teatro popular que utiliza la imaginería social para denunciar los abusos. Los personajes principales eran el negrito, el gallego y la mulata. Se utilizaba la técnica del blackface (actores blancos que se pintaban de negro). cubano creó, además, un ambiente propicio para las obras de los artesanos dramaturgos puertorriqueños. Si el bufo cubano representaba la historia de las gentes sin historia, con más intención social que afán literario, los artesanos Manuel Alonso Pizarro y Antonio Más Miranda trajeron a escena a los trabajadores y plasmaron sus aspiraciones, contradicciones y conflictos, en un tono jocoso, satírico y caricaturesco.

Manuel Alonso Pizarro (1859-1906) escribió cinco obras: Me saqué la lotería (1887), Cosas del día (1892), Fernando y María (1892), Los amantes desgraciados (1894) y El hijo de la verdulera (1902.) La primera fue escrita expresamente para la Sociedad de Artesanos Unión Borinqueña de Mayagüez, en cuyo Casino se estrenó el 10 de octubre de 1886. Es decir, es un teatro escrito desde y para el grupo social de los artesanos. Cobra significación este hecho al encontrar en las obras de Alonso Pizarro una sátira en contra de las clases dominantes y una defensa de los derechos de los desposeídos. A pesar de que Alonso Pizarro era negro, el tema racial no cobra preponderancia en sus obras, si bien se menciona esporádicamente. En sus obras pesan más la procedencia social y la ubicación de los artesanos en los medios de producción, de manera que estos conceptos estructuran de manera incipiente los conflictos clasistas de la sociedad puertorriqueña. Esto convierte a Alonso Pizarro en precursor del teatro obrero de principios de siglo XX.

Arturo Más Miranda es otro artesano que intenta escribir obras de corte clasista. Se han localizado dos obras suyas: Ante Dios y ante la ley (1889) y La víctima de los celos (1897). Como artesano, Más Miranda intenta servir de portavoz de sus compañeros y desarrollar su visión de mundo en el escenario. Sin embargo, el afán moralizante prima sobre los conflictos principales de la trama, con lo cual cede el desarrollo dramáticodramático: Perteneciente o relativo al drama, género literario al que pertenecen las obras destinadas a la representación escénica, cuyo argumento se desarrolla mediante la acción y el lenguaje, por lo común dialogado, de los personajes. a apariciones sensacionales y secretos gastados.









Página: 1, 2,




Version: 06100212 Rev. 1
¿Cómo citar este artículo?
Glosario
Ver Glosario
Enlaces Internos
Brincos y saltos
Casas, Myrna
Mayagüez: Teatro Yagüez
Mayagüez: Teatro Yagüez
Tapia y Rivera, Alejandro
Teatro en Puerto Rico de 1939-1970
Teatro Tapia
Yauco: Teatro Ideal / Teatro de la Plaza
Yauco: Teatro Ideal / Teatro de la Plaza